Etiquetas

, ,

11.01.2015 05:30 AM Con una retórica severa y acertada para señalar errores ajenos y prometer justicia, mezcla de Robin Hood y Peter Pan, Chávez tejió un discurso a favor de los pobres

Miguel Aponte

Desde Caracas.- Venezuela cerró el siglo XX con un proyecto fracasado. Se trata del socialismo del siglo XXI. ¿Abrirá España el siglo XXI con un fracaso similar? El chavismo es atraso, racismo político y resentimiento. No tiene visión de la economía, como es hoy fácil mostrar. Pero aquello que más lo caracteriza es su odio patológico por la democracia y la libertad. ¿Cómo se cerró este círculo que comenzó con la economía y terminó acabando con la libertad? Veamos.

Con una retórica severa y acertada para señalar errores ajenos y prometer justicia, mezcla de Robin Hood y Peter Pan, Chávez tejió un discurso a favor de los pobres a partir de la reelaboración de profundas ideas de pecado y culpa, apareciendo él como el llamado a erigirse en nuevo salvador de la patria. Todo rimado con su debida etiqueta: patriotas engañados, apátridas culpables y salvador. Compare con la retórica con que Podemos hoy quiere emocionar hablando de una España dividida entre una “casta” (¿apátrida?), una multitud sufrida que debe ser reivindicada y los salvadores que, sin duda, son ellos.

La estrategia consistió, primero, en el maniqueísmo: vena religiosa difícil de combatir porque conforta creer en un mundo dividido en buenos y malos. Segundo, en el encuentro del culpable: nada tranquiliza más que identificar aquel cuya eliminación traería la felicidad. Hasta aquí, como vemos, se trata de automatismo, infantilismo político y manipulación de la psique colectiva. El tercer elemento fue el empleo cínico de la institución democrática para usarla contra sí misma: primero, ganar elecciones, luego pulverizarla (¿volatilizarla?) excediendo su aforo y reventando su soporte institucional. El cuarto paso y cierre de la estrategia fue precisamente la economía que, paradójicamente, es, a la vez, puerta de entrada de todo el argumento y causa de su fracaso: economía del reparto y desprecio por la propiedad y la producción, que vino con su degeneración natural: déficit público, desorden monetario, inflación, devaluación, escasez; y luego más desempleo, deuda y pobreza de los que halló. El perro muerde su cola una vez que la desgracia económica enlazó con la destrucción institucional: el autoritarismo, la legislación de controles y las sanciones ahora son la orden del día. Todo comenzó con un “diagnóstico correcto” para acabar en vulgaridad, caos y destrucción nacional.

No crea usted que el asunto es fácil ni únicamente local o que responde solo a atraso cultural o histórico. No es así. Podemos en España, con la misma ambigüedad inicial y engañosa de un Chávez, lleno de quejas sobre el pasado, inflamado de ánimo justiciero, sin verdadero pensamiento económico pues el que trae es prestado, todo gratamente camuflado en un discurso socialdemócrata, viene dispuesto a hundir a España en una desgracia similar y ahí está también un país cansado y parece que en buena parte muy dispuesto a votarlo. Por eso, aunque usted no lo crea, el chavismo puede “exportarse” incluso a países desarrollados y la pregunta es, ¿cómo es que esto se hizo factible?
Continuará.

http://eltiempo.com.ve/opinion/columnistas/el-chavismo-desembarca-en-espana/167708

Un proyecto económico para la gente: https://web-podemos.s3.amazonaws.com/wordpress/wp-content/uploads/2014/11/DocumentoEconomicoNavarroTorres.pdf

Pablo Iglesias en “La Noche en 24h” de Televisión Española (RTVE): https://www.youtube.com/watch?v=IvwKmGzQemk

Documento para el programa económico de Podemos – Juan Torres López: https://www.youtube.com/watch?v=yLiRX5ImX5o

Anuncios