Etiquetas

“La imaginación radical es ilimitada, más exactamente, indefinida, y creadora (…) especialmente en el ámbito histórico-social, en donde realiza casi lo análogo de lo que Kant llamaba el intellectus archetypus: hacer ser cosas instituyéndolas, en la representación. Claro está, hace falta un mínimo de soporte material. Pero este mínimo puede ser una simple palabra: una multitud en estado de ebullición, alguien encuentra una palabra y la dice… y la historia del mundo cambia”.

Cornelius Castoriadis, Sujeto y verdad en el mundo histórico-social, 2004, FCE, México, p. 419

Odilon Redon - Ojos Cerrados

Odilon Redon – Ojos Cerrados

Anuncios